Lo hemos dicho antes, y lo repetimos: ningún niño palestino está a salvo. Ya sea que hayan perdido a un familiar o amigo, hayan visto su casa destruida, hayan sido obligados a abandonar sus vecindarios y buscar refugio en refugios temporales, los niños de Gaza viven en constante temor por sus vidas y las de sus seres queridos. Toda su existencia está impregnada de la destrucción despiadada y la violencia incomprensible de la guerra.

Como organización internacional de derechos del niño que trabaja en Gaza y Cisjordania, Terre des hommes Lausanne (Tdh) no puede aceptar la inacción de los líderes ante la grave situación de los niños y niñas en el Territorio Palestino Ocupado (OPT). Es por eso que estamos dirigiendo una declaración a los líderes mundiales para acelerar los esfuerzos hacia un alto el fuego inmediato y duradero. Exigimos el fin de esta guerra contra los niños en Gaza, una situación que nuestro equipo en el terreno está presenciando día tras día.

Con un 40% de la población de Gaza menor de quince años está asumiendo una enorme parte de la carga de la guerra. Los niños y niñas del OPT viven bajo constante amenaza de violencia, lesiones y muerte.

La brutal violencia que experimenta la infancia palestina y sus comunidades resonará durante generaciones.

Los bombardeos y ataques aéreos israelíes han matado a más de 10.000 menores de edad e hirió a miles más. Cada diez minutos que continúa la guerra en Gaza, muere otro niño o niña.

Mientras tanto, en Cisjordania y Jerusalén Este, los equipos de Tdh también están presenciando un alarmante aumento de las violaciones de los derechos humanos que experimentan los niños palestinos y sus familias. Las fuerzas israelíes han aumentado el número de arrestos civiles, lo que se suma al maltrato prolongado de la infancia en la detención militar israelí.

La situación en el OPT es motivo de creciente preocupación por las graves violaciones de los derechos humanos cometidas contra los niños y las niñas. La infancia, en particular, enfrenta un trauma físico y psicológico severo. La brutal violencia que experimenta la infancia palestina y sus comunidades resonará durante generaciones.

Tdh se solidariza con la infancia palestina y hace un llamado a la comunidad internacional a tomar medidas urgentes para detener la guerra contra los niños y niñas en el OPT, garantizar que se respete toda la gama de sus derechos y que las violaciones de sus derechos no queden impunes. En este momento de crisis sin precedentes, los líderes audaces serán recordados por tomar medidas decisivas para lograr una paz duradera.

La declaración ha sido enviada directamente a más de 30 líderes, oficinas e instituciones relevantes, incluidos el secretario general de las Naciones Unidas, António Guterres, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen y la presidenta de la Confederación Suiza, Viola Amherd.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.