El día 14 a las 19:00 en la librería Sin Tarima Libros (C/ Magdalena 32) realizarán  una charla pública para dar a conocer la situación de los niños, niñas y jóvenes palestinas presos/as en cárceles israelíes y víctimas de otras vulneraciones graves de DDHH. Desde Paz con Dignidad, Mundubat, SODePAZ y RESCOP os invitamos a asistir a este acto.

Defense for Children International Palestine Section – DCIP es una organización palestina independiente dedicada a la defensa y promoción de los derechos de los niños y niñas que viven en Cisjordania, incluido Jerusalén Este, y en la Franja de Gaza. Desde 1991, han investigado, documentado y sacado a la luz graves violaciones de los derechos humanos de la infancia; han prestado servicios jurídicos a niños con necesidades urgentes; han hecho  que las autoridades israelíes y palestinas rindan cuentas de los principios universales de los derechos humanos; y han defendido a nivel internacional y nacional el acceso a la justicia y la protección de la infancia bajo estándares internacionales. Fundamentalmente trabaja en la defensa jurídica de menores presos en cárceles israelíes (en cortes civiles y militares) y en la documentación de otras violaciones a los DDHH de los/as menores (desplazamientos, agresiones, reclutamiento forzoso…), promoviendo el empoderamiento de la infancia para la protección de sus derechos. También a nivel interno trabaja en el sistema de justicia juvenil palestino.

Desde hace unos años DCIP lanzó en Norteamérica la campaña No way to treat a child que pretende desafiar y poner fin a la ocupación militar israelí de los palestinos, sacando a  la luz los malos tratos generalizados y sistemáticos que sufren los niños palestinos en el sistema de detención militar israelí, y exigiendo el fin de la detención militar israelí y el enjuiciamiento de la infancia palestina en los tribunales militares israelíes, que, bajo la «legalidad israelí», encarcelan a los/as menores desde los 14 años, aunque son habituales la detención de menores desde los 7 y 8 años. Algo que la comunidad internacional no puede seguir tolerando.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.